IMPORTANTES REUNIONES EN WASHINGTON


Ashkenazi discutirá sobre Irán con altos funcionarios en Washington


La carrera nuclear de Irán será el tema central de las discusiones que el jefe del Estado Mayor de Tzáhal Gabi Ashkenazi (foto)mantendrá con altos comandantes del ejército estadounidense en Washington este fin de semana.Gabi Ashkenazi sostendrá conversaciones con el Asesor de Seguridad Nacional general James Jones, un encuentro de extrema importancia -según funcionarios de Defensa- debido al importante papel que Jones desempeña en la administración de Barack Obama, en tanto que asiste a determinar las políticas frente a Israel y los palestinos.Ashkenazi se reunirá también con Dennis Ross, quien ha sido recientemente designado como asesor especial de la secretaria de Estado Hillary Clinton en la región.El jefe del jefe del Estado Mayor Conjunto estadounidense, almirante Mike Mullen, no se encontrará en la capital norteamericana durante la visita del comandante de Tzáhal. En lugar de Mullen, Ashkenazi se reunirá con los altos comandantes de la Armada, la Fuerza Aérea y el Ejército.Ashkenazi estará acompañado por el vocero de Tzáhal, brigadier general Avi Benayahu y el agregado militar israelí en Washington teniente general Beni Grantz.Esta es la segunda visita del jefe de las fuerzas armadas a Estado Mayor de los Estados Unidos. Ashkenazi visitará el Pentágono y concurrirá a una cena de los amigos de Tzáhal en Nueva York.Se trata del primer intercambio de ideas desde que el gobierno de Barack Obama asumió en Washington.La amenaza nuclear de Irán será uno de los temas sobresalientes de la agenda.Esta semana, el jefe de la Inteligencia Militar, teniente general Amós Iadlin señaló al Gabinete que Irán ha cruzado la frontera tecnológica que se precisa para fabricar un arma nuclear.La semana pasada, en una entrevista con la cadena CNN, Mullen afirmó que Irán ha obtenido suficiente material fisionable como para desarrollar una bomba atómica.Otro tema que figurará en la agenda es el pedido de introducir tecnología nacional en el cazabombardero conjunto de quinta generación Joint Strike Fighter furtivo, que Tzáhal quiere comprar el año que viene. Hasta ahora el Pentágono ha rechazado el pedido de instalar tecnología electrónica israelí en el avión de combate.