SILENCIO SIRIO SOBRE INSTALACION BOMBARDEADA EN 2007


Siria se niega a aportar datos sobre la instalación bombardeada por Israel

Siria sigue sin facilitar información que permita determinar el origen de los restos de uranio hallados en una instalación bombardeada por Israel en septiembre de 2007 bajo la acusación de que se trataba de un reactor nuclear en construcción.
Así lo indicó el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) en su último informe sobre Siria, donde sí reconoce la colaboración de Damasco en la investigación sobre las muestras de uranio localizadas en otra instalación.
En el informe, el OIEA indica que Siria sigue negando que la instalación de Dair Alzour, el objetivo atacado por Israel, fuera una planta nuclear desarrollada con la colaboración de Corea del Norte y que justifica su negativa a permitir inspecciones en su naturaleza no nuclear por cuestiones de seguridad militar.
"Siria no facilitó aún la cooperación necesaria para permitir al organismo determinar el origen de las partículas de uranio natural antropogénico encontradas en las muestras tomadas en la instalación de Dair Alzour", reprocha el documento.
El argumento sirio de que la contaminación hallada en la zona proviene de la munición con uranio enriquecido usada por la aviación israelí, aún no pudo ser aclarado debido a la falta de respuesta de Tel Aviv a las peticiones de información formuladas por el OIEA, aunque el organismo no considera probable esa versión.
En el informe, el saliente director general de esta agencia de la ONU, el egipcio Mohamed El Baradei, "insta a Siria a cooperar con el organismo en sus tareas de verificación".
"El hecho que el organismo haya encontrado partículas de material nuclear de un tipo que no está en el inventario declarado por Siria, subraya la necesidad de seguir este asunto", reza el documento.
Respecto a las muestras halladas en una central en Damasco, fuentes del OIEA indicaron que hay "una buena cooperación" y que Siria "permitió el acceso a todo lo solicitado". Esas muestras están siendo analizadas para tratar de aclarar su origen.