NUEVO ACCIONAR DE AL QAEDA


Al Qaeda resurge en Irak y asesina a 25 personas
EL PERIÓDICO DIGITAL

BAGDAD- Un grupo de hombre armados asaltó la noche del pasado viernes una pequeña localidad del sur de Bagdad y asesinó a sangre fría a 25 personas, entre agentes de las fuerzas de seguridad, civiles y miembros de una milicia anti-Al Qaeda, según informaron ayer la autoridades iraquís. Poco después de los hechos, la policía informó de la detención de al menos una veintena de sospechoso de la masacre.Los asaltantes, presuntos miembros de Al Qaeda en Mesopotamia, según la polícía, entraron en el pueblo de Hawr Rajab, situado al sur de Bagdad, a bordo de cuatro vehículos y disfrazados con ropas parecidas a la que usan el Ejército iraquí y estadounidense. Se dirigieron directamente a varias casas y obligaron a los residentes a salir. Los atacantes ataron las manos de las víctimas a la espalda y después les dispararon.

BRAZOS Y PIERNAS ROTAS
Una fuente del hospital Yarmuk de Bagdad, donde fueron llevados los cadáveres, dijo que las víctimas tenían los brazos y las piernas rotas y presentaban impactos de bala en la cabeza y el pecho. Entre los fallecidos hay cinco mujeres. La policía halló a siete supervivientes, todos ellos con las manos atadas.Al parecer, los muertos forman parte de tres familias de una misma tribu. Las autoridades dijeron que el ataque fue una acción de represalia de Al Qaeda contra las milicias sunís que desde hace cuatro años combaten a los terroristas. A estas milicias, que nacieron en la provincia de Anbar – antaño el principal bastión de la resistencia suní y de Al Qaeda– se las conoce con el nombre de «Hijos de Irak» o «Movimiento Amanecer». Sus integrantes, actualmente más de 90.000 de diferentes tribus sunís, se opusieron primero con las armas a la invasión anglo-estadounidense y después a Al Qaeda. A cambio, recibieron dinero, armas y entrenamientos de Estados Unidos. Su aparición y actuación contra los islamistas han sido claves en el descenso los últimos años de la violencia en el país árabe.

EL MÁS MORTÍFERO
El asalto de ayer es el más mortífero llevado a cabo contra miembros de los «Hijos de Irak» desde el pasado mes de noviembre, cuando un grupo de Al Qaeda asesinó a trece milicianos en Bagdad. Las autoridades temen que estas acciones supongan el resurgimiento de los islamistas, que últimamente, a causa de los golpes recibidos por las fuerzas progubernamentales, habían reducido sus acciones armadas en territorio iraquí.Esta última masacre se produce además un mes después de las reñidas elecciones legislativas celebradas el pasado 7 de marzo y que dieron la victoria a la alianza laica de Al Iraquya, dirigida por el exprimer ministro Iyad Alauí, que obtuvo 91 escaños de los 325 en disputa. La coalición del actual primer ministro, Nuri al Mali, obtuvo 89 diputados. El país está a la espera de que se forme el nuevo Gobierno.